NICARAGUA ABOGA POR UNA SOCIEDAD SOSTENIBLE EN DEFENSA DE LA VIDA PDF Imprimir E-mail

th foto 802

La pregunta más importante en el Siglo XXI es si nuestra civilización va a poder sobrevivir el cambio climático en curso y las armas nucleares existentes. El Informe IPCC nos señala que la ruta a la supervivencia pasa por reducir emisiones en un 40 por ciento para 2030, y alcanzar una sociedad sostenible de cero emisiones para 2050, expresó el Dr. Oquist.Apuntó que en la cita se señaló que limitar el aumento en la temperatura promedio a l.5°C por encima del nivel preindustrial implica fuertes transformaciones económicas, sociales y políticas que tienen oposición en los distintos países.“Después del Acuerdo de París ha habido un ascenso del cabildeo para favorecer el uso de hidrocarburos y las posiciones negacionistas, que incluso han ganado espacios políticos de gran poder”, señaló.El representante nicaragüense advirtió que hoy se debate si las políticas públicas deben basarse en ciencia o avaricia, siendo esta última la actitud todavía predominante.“Lograr la sociedad sostenible de cero emisiones implica transformaciones profundas en defensa de la vida frente a la inmoralidad suprema de causar extinciones”, destacó.“La propuesta de Nicaragua es un movimiento mundial para la supervivencia. En siglos recientes las grandes transformaciones sociales victoriosas de la moralidad sobre intereses hegemónicos poderosos ha sido el resultado del esfuerzo de millones de personas en diferentes sectores y países, con diferentes métodos, luchando para un claro objetivo común: abolir la esclavitud, lograr la independencia del colonialismo, los derechos laborales, el sufragio para la mujer, los derechos civiles, etcétera. Lo que necesitamos es un movimiento mundial para la supervivencia. Se requiere de presión social para forjar la voluntad política”, aseguró.

 
Banner
Banner
Banner